En la final de tenis adaptado de Roland Garros, Gustavo Fernández cayó ante el japonés Shingo Kunieda, número dos del mundo, por 6-2, 5-7 y 7-5. Así, el representante argentino terminó como subcampeón luego de una gran semana de competencia (había eliminado al número uno del ranking, Alfie Hewett, por doble 6-1 en semifinales).

El cordobés tendrá la chance de una revancha esta misma tarde en Francia: jugará la final del dobles junto a Kunieda y frente a los británicos Alfie Hewett y Gordon Reid. Fernández ya ganó el torneo de duplas en la temporada 2019 e irá por su segunda corona en esta modalidad en el segundo Grand Slam del año.