Por primera vez en el año, Martín Demonte tuvo a disposición a todos los jugadores del seleccionado argentino de fútbol para ciegos en la concentración que se dio en el CeNARD.

“Quedamos muy contentos por todo lo que trabajamos. Especialmente si tenemos en cuenta que no estaba el plantel completo desde marzo”, indicó el entrenador.

Durante la concentración, los Murciélagos realizaron ejercicios de simulación de competencia real y de presión que la propia competencia genera.

Respecto de la condición física de los jugadores, Demonte señaló: “Se hizo un trabajo progresivo y de cuidados hasta la máxima intensidad con rendimientos muy altos”.

Los concentrados: Darío Lencina, Germán Muleck, Guido Consoni y Agustín Rojas (arqueros), y los futbolistas Silvio Velo, Marcelo Panizza, Brian Pereyra, Matías Olivera, Vicente Zuccala, Ignacio Oviedo, Jesús Merlos, Nahuel López, Nicolás Véliz, Federico Accardi, Ángel Deldo, Daniel Iturria, Nahuel Heredia, Maximiliano Espinillo, Froilán Padilla, David Peralta y Lucas Rodríguez.

El cuerpo técnico estuvo conformado por los técnicos Martín Demonte, Claudio Falco y Germán Márque