Constanza Garrone viene dulce. Su 2019 fue bueno. Muy bueno. En los Juegos Parapanamericanos de Lima se colgó la medalla de bronce junto a Verónica Blanco y Nayla Kwell. Y el pasado fin de semana volvió a destacarse: la bonaerense logró dos medallas (una plateada y otra de bronce) en la Copa Tango de tenis de mesa adaptado que se disputó en el CeNARD. “Siempre es emocionante participar de un torneo internacional y más cuando es en casa”, destacó en dialogo con Paradeportes Radio, el programa del deporte adaptado, inclusivo y paralímpico argentino (todos los miércoles, de 21 a 22 por Ecomedios AM 1220).

Garrone ganó dos medallas en la Copa Tango. Una plateada y otra de bronce.

La Copa Tango se disputa anualmente en el CeNARD, y cuenta con la participación de los tenistas de mesa más destacados de Sudamérica. “Estoy muy contenta por mi rendimiento en la Copa Tango, pude ganar una medalla plateada. Esto me sirve para seguir creciendo rumbo a Tokio 2020“, contó Garrone. Además siguió haciendo hincapié en su próximo objetivo: clasificar a los Juegos Paralímpicos. “Estoy buscando los puntos para clasificar a Tokio. Si puedo escalar algunos lugares en el ranking, entro de manera directa. Hay mucha competencia en mi categoría, de acá a mayo se vienen meses de mucho trabajo”, indicó.

Por último, en su charla con Paradeportes Radio, recordó su participación en los Juegos Parapanamericanos de Lima 2019: “Lima fue una experiencia increíble. Nunca había vivido un torneo así. Me sentí muy bien con mi juego, incluso compitiendo con categorías más altas y jugadoras de primer nivel. Fue el torneo de mi vida”.