La actividad de recorrer los caminos montañosos conocida como “trekking” es muy popular en Bariloche. Pero, por cuestiones naturales de la superficie donde se realiza, es complicada para personas con problemas de movilidad.

La solución parece haber llegado a la ciudad. La Fundación Challenge, organización que realizada actividades adaptadas de montaña para personas con discapacidad y/o movilidad reducida, recibió una donación de dos sillas para trekking adaptado, únicas en Sudamérica.

Se trata de dos sillas sin fuentes de alimentación ni motor, que permiten un fácil acceso a la superficie montañosa sin importar el peso, la edad o la discapacidad. “La idea es comenzar a utilizarla en los senderos del Cerro Catedral desde octubre, cuando ya se vaya la nieve, y durante todo el verano, con paseos de mediodía o día entero”, manifestó Martín Bacer, presidente de Aadidess (Asociación Argentina de Instructores de Ski y Snowboard) a ANBariloche.

La Fundación Challenge incorporará el trekking adaptado y lo sumará al programa de esquí adaptado que ya ofrece en el cerro Catedral.

Foto: Aadidess.