Ezequiel Casco tuvo un buen debut en el Abierto de Loiret, en Francia. El representante argentino de tenis sobre silla de ruedas le ganó al holandés Carlos Anker por 6-1, 4-6 y 6-3, y se metió en cuartos de final del certamen de singles.

Este viernes, Casco enfrentará al francés David Dalmasso por un lugar entre los cuatro mejores del campeonato. Por su parte, Agustín Ledesma cayó ante el holandés Ricky Molier por 7-6 y 6-2. Y en el dobles, Casco y Ledesma no pudieron frente a la dupla local de Pasca Chessel y Lahcen Majdi por 4-6, 6-1 y 8-10.