Finalizó la Copa del Mundo de tenis sobre silla de ruedas en Italia. El equipo argentino terminó el certamen con una sonrisa: le ganó a Austria por 2-1 y así terminó en el quinto puesto.

En el single 1, Gustavo Fernández superó a Nico Langmann por doble 6-1. En el single 2, Ezequiel Casco cayó ante Martin Legner por 6-7 y 2-6. El dobles de Fernández y Agustín Ledesma consiguió el punto clave con un triunfo por 6-3 y 6-2.

Así, Argentina logra su mejor clasificación histórica en este torneo. “Un poco de sabor amargo por no haber podido llegar a semifinales pero alegría, orgulloso y satisfacción por haber conseguido este puesto. Espero, en un futuro, pelear por lo más alto y poner a Argentina donde se merece”, dijo Gustavo Fernández.