El atletismo era un hobby para Daniel Tataren cuando empezó a practicarlo en juegos escolares y más tarde en los nacionales Evita. Tenía por entonces 13 años y las rutinas de rehabilitación lo acercaron al deporte, gracias al apoyo constante de su familia.

Especializado de lleno en las pruebas de pista, los Panamericanos juveniles de 2009 en Colombia fueron su primera vez vistiendo los colores argentinos. Desde entonces experimentó un constante progreso, no solamente deportivo: “Esto me ayudó a mejorar física y psicológicamente, y también como persona”, cuenta. El acompañamiento familiar fue esencial en estos años: “Ellos me apoyan día a día en lo que hago, siempre. También mi novia, mis amigos y muchos más…”, quiere agradecer a todos, a la gente de Lobería y a la Federación Argentina de Deportes para Parálisis Cerebral (Fadepac).

Además de correr y saltar en competición, a Daniel le agradan las tareas que tienen que ver con el mantenimiento del hogar: “Me gusta soldar y hace cosas de la casa, cuando se puede”. Claro, las sesiones de entrenamiento son largas y exigentes, y le ocupan la mayor parte del día. Prácticas y giras, como la que lo llevó por Alemania, donde consiguió una medalla de bronce en los 100 metros en el Grand Prix de Berlín.

Sabe, lo tiene como filosofía, que el gran rival a vencer en los Juegos es a él mismo, pero también tiene en cuenta a los fuertes competidores que encontrará en Río de Janeiro: “Busco superarme, pero también enfrentaré a rivales fuertes. En salto en largo están China, Brasil, Rusia y muchos más”.

Listo para partir a sus primeros Juegos Paralímpicos, repasa sus metas: “Quiero superar mis marcas y traer una medalla a mi país”. Lo hace con la alegría de representar a la Argentina en la gran cita carioca, pero con una satisfacción que trasciende a lo competitivo: “Más allá de todo, el deporte me cambio la vida: me sacó de la calle y de las drogas y la verdad que estoy feliz de hacer lo que hago y de ser lo que soy. Es lindo saber que se puede salir de todo, que uno mismo se lo tiene que poner como meta en la vida”.