Durante dos días, en Bahía Varese, la playa deportiva del EMDER (Ente Municipal de Deportes y Recreación), hubo acción para el sitting volley en la Copa José Luis Campo (presidente del Comité Paralímpico de las Américas fallecido en octubre del año pasado). El ganador del certamen fue el conjunto de Chaco, que se impuso a los equipos de Buenos Aires, Tucumán y Mar del Plata.

Además de los partidos, hubo diferentes actividades: talleres y charlas sobre cuidados y prevenciones. El Licenciado Leandro Félix dio una charla sobre vendajes y destacó: “Es muy bueno que el área de salid esté presente en un evento deportivo”.

El sitting volley es un deporte adaptado del vóley convencional, con las dimensiones de la cancha más chicas y la red a un metro de altura. Es para personas con afecciones físicas y tiene el mismo ritmo que el vóley, aunque con los jugadores obligados a estar en permanente contacto con el suelo.