En febrero regresa la acción para los planteles mayores y juveniles de los Murciélagos (fútbol para ciegos), de cara a una temporada que será muy exigente. La Selección que logró la medalla de bronce en los Juegos Paralímpicos de Río de Janeiro comenzará los entrenamientos en febrero y su objetivo principal es la Copa América que se desarrollará en Chile desde noviembre y que es clasificatoria para el Mundial de Madrid 2018.

Los Juveniles, por su parte, disputarán en marzo los Juegos Parapanamericanos de San Pablo. El plantel iniciará su actividad el 3 de febrero, mientras que los mayores lo harán entre el 9 y el 11. Los equipos se concentrarán en el Instituto Román Rosell y las prácticas de fútbol se harán en el Cenard.