El Alto Valle de Río Negro tiene en el atleta Ulises Cirer otro motivo de orgullo: en su paso por Resistencia para los Juegos Nacionales Evita el joven de Cipolletti conquistó dos medallas doradas en la categoría sub-16.

En su primera participación, el jueves 23, conquistó la primera presea en la prueba de lanzamiento de bala (F47) con una marca de 10,39 metros.

El viernes le llegó la hora de salir a la pista para la carrera de 80 metros (T47) y volvió a adueñarse del oro con un tiempo de 10s 99/100.

“Le dedico estas medallas a toda mi familia”, se apura a remarcar y aclara que esta no es su primera vez en el Chaco: “yo ya había venido a una concentración con la selección”, En cuanto a los Evita, esta es su segunda participación, después de Mar del Plata 2015.

Este año llegó a Resistencia luego de destacarse en el Valle y en los Juegos Rionegrinos, en Bariloche, donde pudo participar en las cuatro pruebas que domina: salto en largo, lanzamiento de bala y las carreras de 100 y 200 metros.

Hace dos años que practica el atletismo y le agradece a su entrenador Carlos Mardones, que lo va guiando hacia su sueño de convertirse en un deportista de selección. Como todos los adolescentes que participan en los Juegos Nacionales Evita, rescata los vínculos que se forman: “me encanta hacer nuevos amigos y conocer  a chicos con diferentes capacidades, unidos por el deporte”.