El sueño se hizo realidad para Gustavo Fernández. El argentino venció a Gordon Reid y coronó una semana perfecta, que terminó con el título en Roland Garros, primer Grand Slam en singles
de su carrera.

“Estoy completamente desbordado de emoción. Es una obsesión que se me hizo realidad. Soy campeón de Roland Garros. Un sueño cumplido. Fue un año duro por mi lesión pero me pude
recuperar de la mejor manera. Les agradezco a mi equipo y a mi familia por todo”, le dijo a Paradeportes.com luego de la gran final.

Gustavo agradeció a su familia, a su entrenador Fernando San Martín y su preparador físico, Matías Tettamanzi. Todos ellos estuvieron con él en París. Y también dejó un mensaje: “Quiero disfrutar este momento y después, con más tiempo, pensar en los próximos torneos y en los Juegos Paralímpicos, donde voy a tener el honor de llevar la bandera argentina e ir en busca de una medalla que es un muy importante para el país y para el deporte adaptado. A todas las personas que sufren alguna discapacidad los invito a que hagan deporte, a que se sumen, que es lo mejor que les puede pasar en sus vidas. Ojalá este título los estimule para que muchos niños y adultos quieren jugar y divertirse a través del deporte. No se encierren, salgan y disfruten de la vida”.

 

Twitter: @ParaDeportesOK

Instagram: /paradeportes

Facebook: facebook/paradeportes