A la Selección Argentina de fútbol para personas con discapacidad intelectual le faltó dar el último paso en el Mundial de Suecia. Después de un comienzo arrollador, los Halcones se encontraron contra la difícil Arabia Saudita, que pegó en los momentos oportunos y se quedó con el campeonato.

Dos goles de tiro libre, el primero a los 23 minutos del primer tiempo y el segundo a los 32 del complemento, fueron la diferencia en la final. Argentina intentó por todos los medios, pero no pudo ante el conjunto árabe que cerró su participación en el certamen de forma invicta.

Los Halcones, que venían de ganar la Copa América en Chile, hicieron un buen torneo. Vencieron a Francia (4-2), a Suecia (7-0) y a Alemania (8-0) en la primera ronda. Luego, en la semifinal, el equipo conducido por Gustavo Caik dejó en el camino a Polonia en una emotiva definición por penales que lo depositó en el choque decisivo.

El plantel argentino estuvo integrado por Diego Morales y Fernando Pereira (arqueros); Víctor Ammirato, Héctor Luna, Augusto Díaz, Rodrigo Balquin, Martín Brey, David Sosa, Camilo Córdoba, Francisco Duarte, Luciano Campitelli, Gastón Ibarguengoitía, Brian Paz Almada, José Luis Navarro, Walter Smoulenar, Enzo Stampone y Lucas More.