La Selección Argentina de fútbol con parálisis cerebral realizó su primera concentración del año. Del 22 al 26 de enero, los dirigidos por Osvaldo Hernández trabajaron en Ezeiza de cara al gran objetivo del año: la Copa América de Brasil, que se desarrollará en Natal a partir del 12 de octubre.

En la concentración se hicieron trabajos físicos, técnico-tácticos, y fútbol reducido. También se elaboraron ejercicios de desmarque, circuitos de pase y circulación de pelota en campo propia y rival. “El comienzo fue muy bueno y seguimos creciendo. Estamos contentos porque los jugadores se desarrollaron bien, y ya saben lo que necesitamos para estar acordes a nuestros objetivos.

Los futbolista convocados

ARQUEROS: Gonzalo Bacik y Matías Salvat.
DEFENSORES: Germán Romussi, Claudio Figuera, Mariano Cortés, Maxi Fernández, Franco Chocobar y Ezequiel Jaime.
VOLANTES: Rodrigo Lugrin, Mariano Morana, Kevin Bonomi, Carlos Carrizo, Pablo Molina, Jorge Castillo y Martín Barquilla.
DELANTEROS: Matías Fernández, Lautaro Marzolini, Duncan Coronel, Elías Aguilera y Matías Vera.
El próximo encuentro de los Tigres será del 20 al 24 de febrero, en Pergamino, donde se sumará el seleccionado juvenil.