Chaco organizó la Copa Raza, el primer campeonato nacional de fútbol para amputados, y Carlos Alberto Suárez analizó el certamen quecontó con ocho equipos del país. “Fue un torneo bárbaro, con un muy buen nivel. Salió todo a la perfección y ojalá podamos repetirlo en el futuro”, le dijo Suárez, responsable del fútbol para amputados en Chaco y organizador del campeonato, a Paradeportes.

Entre Ríos venció en la final a Los Teros de Córdoba, dio la vuelta olímpica y recibió el elogio de Suárez. “Fue un justo campeón porque desplegó un futbol de alto nivel. Los pibes siempre jugaban por abajo con mucho criterio y con una habilidad técnica sorprendente”. Y agregó: “Me deslumbró Adrián García, un sanjuanino nacionalizado chilen que la rompió en Entre Ríos. Goleador y asistidor”, analizó.

Ahora, Suárez mira hacia adelante. “El fútbol para amputados crece día a día. Esperamos seguir creciendo como deporte y darle las herramientas al técnico de la Seleccion para llegar a un logro internacional tan esperado”, finalizó Suárez.