Facundo Arregui cuenta los días. Cada vez falta menos para el inicio de los Juegos Paralímpicos de Río de Janeiro, y este rosarino que es una de las figuras de la natación adaptada no puede ocultar su ansiedad. “Estoy entusiasmado. Quiero estar en la Villa Olímpica ya mismo, conocer la pileta y salir a competir”, dice una de las promesas argentinas en Brasil.

“Estoy disfrutando de los Juegos Olímpicos. Me gusta ver la natación y el waterpolo, también el básquet”, cuenta. Mientras tanto, no se aleja de su objetivo personal. “Quiero clasificar a la final en los 400 libres y soñar con ganar una medalla. Creo que puedo lograrlo y estoy trabajando muy duro para eso”, dice este joven que ganó esa prueba en los Juegos Parapanamericanos de Toronto 2015.

Para Facundo Arregui representar a la Argentina es un sueño. “Siento un orgullo inmenso y mucha alegría. Me hace muy feliz poder defender los colores de mi país, y más en una competencia de esta magnitud, que lo mas grande a lo que un deportista puede aspirar”.